Qué hacer en Real de Catorce | 10 lugares y actividades imprescindibles…

Todavía existen pueblos en México en los que la tradición y la historia son el sustento de cada día. Un ejemplo de ellos se encuentra en la región árida y desértica de San Luis Potosí, México. ¿Su nombre? Real de Catorce. Este pueblo, situado entre grandes montañas, fue fundado hacia el año de 1779. Por ese entonces se descubrieron ricas vetas de plata y otros minerales que fueron explotados por los españoles de aquellos tiempos.

¿Cómo llegar a Real de Catorce?

Puedes hacerlo desde la ciudad de San Luis Potosí. Allí debes tomar un autobús hasta Matehuala, SLP. (tiene un costo aproximado de unos 14 USD). Una vez que se ha llegado a la Central Camionera de Matehuala, debes subirte a uno de los autobuses que van hasta Real de Catorce a las 8, 12, 14 y 18 horas, tiene un costo aproximado de 5 USD.

 ¿sabes que el principal acceso al pueblo es por un túnel? 

Fui construido como una vía de acceso más rápida y eficaz para el transporte de material explotado. Mide 2 300 metros de longitud y solo unos pocos de ancho. Si esta curiosa entrada al denominado «pueblo fantasma» aún no te ha convencido para que programes tu siguiente viaje rumbo a él, espera a conocer los demás secretos que te aguardan.

¡Adéntrate en este pueblo mexicano tradicional que ha conservado su magnífico estado durante décadas! ¿No conoces mucho de los pueblos mágicos de México? Descubre más lugares de Latinoamérica únicos, como Real de Catorce.

Qué hacer y ver en Real de Catorce: 10 lugares que no puedes perderte

1. Túnel Ogarrio

Túnel Ogarrio

Como te comentábamos el principal punto de acceso a Real de Catorce es el túnel Ogarrio, y, evidentemente, nuestro recorrido empieza por aquí. Su construcción se llevó a cabo entre julio de 1897 y 1901, aunque anteriormente funcionaba como socavón, llamado «Dolores». Es el único túnel de este tipo que ver en México y uno de los principales puntos turísticos de esta localidad. ¿Qué hacer en Real de Catorce?

Visitarlo es poder entender cómo funcionó la extracción de mineral en esta zona, ya que cuando lo recorres a pie observarás los tiros que allí se encuentran, el olor, la humedad y el frío también te darán una idea del trabajo que los mineros desempeñaban por más de 12 horas cada día. ¿Pero sabías que aguarda en su interior una gran curiosidad? Se trata de una capilla dedicada a la Virgen Dolorosa, la cual está empotrada en rocas. Puedes cruzarlo tanto caminado como en auto.

2. Pueblo fantasma

Pueblo fantasma

El denominado «pueblo fantasma» de Real de Catorce son varias haciendas de beneficio de las Minas de Concepción y el tiro del Compromiso. Hay dos razones por las que se empezaron a llamar de esta forma. La primera es porque en algunas épocas del año se observaban columnatas de humedad que aparentaban hechos sobrenaturales y la segunda razón se debe al abandono del pueblo. Sus calles descuidadas, sus pocos habitantes y edificaciones en mal estado hacían que todo se viera lúgubre, hasta cierto punto.

Hoy en día esta enorme hacienda ubicada sobre el cerro Barriga de Plata sigue en estado de descuido, pero vale la pena visitarla. De hecho, es una de las actividades que hacer en Real de Catorce que no puedes pasar por alto. En total la visita te tomará cerca de una hora y tendrás una excepcional vista panorámica de todo el pueblo.

3. Parroquia de la Purísima Concepción

Parroquia de la Purísima Concepción

53 metros de largo, 13 metros de ancho, una cúpula de 32 metros y ocho altares convierten a la Parroquia de la Purísima Concepción es otro de los destinos que ver en Real de Catorce. Resulta curioso que el patrono de esta localidad sea San Francisco de Asís, pero su parroquia esté dedicada a una de las vírgenes protectoras de los mineros.

Aun así, se puede observar una pintura de este santo en su interior, quien también es conocido como Panchito o El Charrito. Además, verás otras pinturas restauradas en 1980. También puedes admirar el piso con madera de mezquite, aunque está un poco desgastado. Esta parroquia se observa desde distintas partes del pueblo. ¿Te gustaría conocerla?

4. Plaza Hidalgo

Plaza Hidalgo | Qué hacer en Real de Catorce

La Plaza Hidalgo es la más importante de este pueblo, antes recibía el nombre de Plaza del Comercio. Desde la segunda mitad del siglo XIX se convirtió en un sitio donde las clases sociales coincidían, realizaban eventos o simplemente paseaban. En la actualidad, sentarte bajo la sombra es una de las primeras cosas que hacer en Real de Catorce.

Cabe señalar que desde 1885 la plaza sufrió varias modificaciones. Por ejemplo, se niveló el terreno hasta convertirlo en un jardín, se agregaron 52 bancas y en 1889 se añadieron arcos de herrería. En el centro de la Plaza Hidalgo había una fuente bellísima, pero en 1928 fue sustituida por un kiosko.

5. Cerro El Quemado

Cerro El Quemado

¡Obviamente hay que ir hasta el sitio donde los wixaritari aseguran que nació el Sol! Subir los 6 kilómetros hasta el cerro El Quemado es otra de las actividades imprescindibles que hacer en Real de Catorce. Es un lugar sagrado, así que guarda el respeto durante toda tu visita. Además, es aquí donde culminan las peregrinaciones de los centros ceremoniales de todas las comunidades wixaritari.

¿Cómo llegar al cerro? En la plaza de Real de Catorce se encuentran caballerangos, con sus caballos y servicios de tour, quienes te llevan hasta la punta de este cerro, sin embargo, no todos están dispuestos a compartir detalles acerca de su naturaleza o historia. ¿Lo visitas? ¡Reiteramos que cada piedra, por insignificante que a ti te parezca, es sagrada!

6. Socavón de la Purísima Concepción

Socavón de la Purísima Concepción

Laderas inclinadas y empedradas es el camino que te llevará hasta el Socavón de la Purísima Concepción. A este lugar se llega en willys (vehículos todoterreno) que se encuentran a menos de un kilómetro de la Plaza Hidalgo. Consiste en varias ruinas de edificaciones de la época cuando Real de Catorce era una mina muy explotada durante la Colonia.

También observarás la sorprendente chimenea en donde se fundía el metal y algunas viviendas de los mineros. Además, las willys te llevarán hasta la Estación 14 a ver el peyote en el desierto, ¡todo incluido en el mismo tour!

7. Iglesia de la Virgen de Guadalupe

Iglesia de la Virgen de Guadalupe | Qué hacer en San Real de Catorce

Ver la iglesia de la Virgen de Guadalupe es otra actividad que hacer en Real de Catorce si decides visitar este pueblo mágico. El lugar en sí mismo es hermoso, e incluso para llegar puedes toparte con vistas bellas. Si tienes suerte de que la iglesia esté abierta a tu llegada, no dudes en entrar y maravillarte con las pinturas que allí se encuentran.

Ahora bien, algunos tipos de turistas deciden salirse de lo común y visitan este lugar de noche. ¿Por qué? Porque es el escenario de varios cuentos de terror. Sin embargo, muchos de ellos son irreales. El misterio que rodea esta iglesia se debe a que allí se encuentran las tumbas de personas ilustres de Real de Catorce como don Gregorio de La Maza, hijo de don Santos de La Maza, el padre Albino y otras 72 tumbas. De igual forma, en el lado derecho de esta iglesia se halla una capilla de velación.

8. Palenque de gallos

Palenque de gallos | Qué hacer en Real de Catorce

Cuando estaba el auge de la minería en este pueblo había una actividad que hacer en Real de Catorce que despertaba el interés de todos: las peleas de gallos. Todos debatían y apostaban por cuál sería el gallo ganador. De hecho, tanto era el fanatismo que don Diego González Lavín construyó un Palenque de Gallos, edificado al estilo romano, en 1863.

Esta edificación fue el escenario de las más sangrientas peleas de gallos, de acaloradas tardes de discusiones y de deudas entre los apostadores. El edificio formado por amuralladas paredes estuvo a punto de desaparecer cuando cesó la explotación minera, no obstante, fue restaurado en 1977. En la actualidad es escenario de eventos culturales y festivos. ¿Qué opinas de este recinto?

9. Casa de la Moneda

Casa de la Moneda | Que hacer en Real de Catorce

¿Estabas enterado de que Real de Catorce tuvo su propia Casa de la Moneda? En 1963 se acordó adjudicar por venta a don Santos de la Maza (en asociación con don Francisco de la Maza) este terreno, donde anteriormente se hallaba la Plaza del Carbón, para el levantamiento de la Casa de Moneda.

Asimismo, se tiene conocimiento de que la maquinaria de acuñación fue adquirida en Filadelfia, Estados Unidos, a la empresa Makers and Morgan Company por Anacleto Terán y don Anastasio García. Esta Casa de la Moneda empezó a funcionar ese mismo año, según creen los historiadores. Existen algunas pocas monedas acuñadas en ese año.

La Casa de la Moneda de Real de Catorce no funcionó por muchos años, en 1866 se pidió la clausura por parte del Imperio. Lo que quiere decir que solo estuvo tres años en funcionamiento. ¿Quieres visitar la Casa de la Moneda? ¡Puedes hacerlo! Con el paso del tiempo se convirtió en un importante centro cultural.

10. Plaza de Toros

Plaza de Toros

Al igual que las peleas de gallos, las corridas de toros era una de las grandes actividades que hacer en Real de Catorce. La construcción de esta Plaza de Toros presuntamente se motivó por el ascenso al trono de Carlos IV. En sus inicios fue espectacular tanto en dimensiones como en diseño.

Pero, como muchos de los otros atractivos que ver en Real de Catorce, experimentó falta de mantenimiento lo que debilitó parte de su infraestructura al punto de hacerla desaparecer por completo. Si la visitas te encontrarás con una reconstrucción parcial que sirve para tener una idea de las dimensiones que llegó a tener esta plaza de toros.

Notiespartano/ViajeroFeliz

Compruebe también

Parque Nacional de Cocora: uno de los rincones naturales de Colombia

El famoso Parque Nacional del Cocora, es uno de los rincones naturales de referencia dentro …