Recetas fáciles y deliciosas con yogurt

El yogurt es una forma de leche ácida modificada que se dice tuvo su origen en Bulgaria. Para su elaboración se puede partir no solo de leche vacuna sino también de cabra y oveja, entera, parcial o totalmente descremada, previamente hervida o pasteurizada.

Para su elaboración de yogurt requiere la introducción de bacterias “benignas” específicas en la leche bajo una temperatura y condiciones ambientales controladas (muy cuidadosamente en el entorno industrial) hasta conseguir una fermentación completa.

¿Qué tiene el yogurt que lo hace tan bueno para el cuerpo humano? Las bacterias lácteas que lo componen ayudan al organismo a absorber mejor los minerales de otros alimentos, además de normalizar los niveles de colesterol; así mismo, favorece el funcionamiento del intestino. Como ya hemos leído son múltiples las ventajas y las razones para consumirlo, así que compartimos varias recetas con yogurt para que puedas prepararlas en casa.

Yogur natural

Ingredientes:

2 litros de leche entera

1 yogurt natural (sin azúcar)

Preparación:

1- Calentar la leche hasta llegar a 80 grados centígrados sin pasar de los 90 grados. Una vez que llegó a la temperatura retirar del calor. Si no tienen termómetro, sólo debe observar muy bien la leche y en cuanto note las primeras burbujas en el borde de la olla, entonces lo saca del calor.

2- Dejar que se enfríe hasta llegar a 45 grados centígrados. (Puede poner la olla en un baño maría invertido, es decir en agua con hielos e ir mezclando para ayudar a que se enfríe más rápido).

3- Agregue el yogur a la leche ya tibia y revolver bien hasta que quede bien disuelto.

4- Envolver la olla en las toallas de cocina o incluso una manta y meter dentro del horno (para que se mantenga la temperatura la mayor cantidad de tiempo). Deje 24 horas, una vez que pasó ese tiempo, refrigérenlo por lo menos 2 horas para que tome una textura más espesa.

Yogur de fresa casero

Ingredientes:

1 litro de leche

250 g de fresas

4 cdas de azúcar

1 yogur natural

Preparación:

1- Precalentar el horno a baja temperatura, unos 50ºC.

2- Licuar las fresas y reservar.

3- Calentar la leche, sin dejar hervir, debe quedar tibia. Retirar del fuego y unir con el yogur natural, el azúcar y el puré de fresas. Mezclar.

4- Colocar la mezcla en un envase de vidrio, tapar con un paño o papel film y con el horno apagado, meterlo por aprox., 24 horas. Pasado el tiempo, sacar del horno y guardar en la nevera. Al momento de servir, decorar con fresas picadas.

Aderezo de cilantro y yogur

Ingredientes:

¾ taza hojas de cilantro, lavadas

4 cucharadas yogur griego o natural

2 cucharadas de aceite

1 cucharada de jugo de limón

2 o 3 cdas de miel de abeja

Sal y pimienta, al gusto

Preparación:

1 Licuar el cilantro, yogur, aceite, jugo de limón y sazonar con sal y pimienta al gusto.

2 Incorporar la miel de abejas y servir.

Tip

Las salsas o aderezos que se hacen con yogur son perfectos para acompañar ensaladas o comidas saladas.

Paletas de yogur y fresas

Ingredientes:

250 g de fresas

2 potes de yogur natural

4 cdas de azúcar

Preparación:

1- Lavar y cortar en rodajas las fresas.

2- En un bol colocar las fresas cortadas junto con el azúcar y el yogur.

3- Unir todo hasta conseguir una mezcla homogénea.

4- Rellenar los recipientes para helados con la mezcla y llevar al freezer hasta que estén bien congelados.

5- Para sacarlos, pasar los envases apenas por agua caliente y servir.

Notiespartano/2001

Compruebe también

Ensaladas saludables llenas de sabor

Una de las mayores bondades de la naturaleza se reúne en las ensaladas, alimento irremplazable para llevar una vida …