Ante la «espiral negativa», la UE busca una nueva estrategia para Rusia

Por Robin Emmott

BRUSELAS, 24 jun (Reuters) – Los líderes de la Unión Europea estudiarán el jueves si desean celebrar una cumbre con el presidente ruso, Vladimir Putin, en el marco de una nueva estrategia para gestionar las relaciones con Moscú que, según la UE, se encuentran en una «espiral negativa».

Los enviados de Francia y Alemania propusieron el miércoles que la celebración de una cumbre con Putin era una posible forma de reparar los lazos entre los estrechos socios comerciales, tras la cumbre del presidente estadounidense Joe Biden con Putin en Ginebra.

La UE y Rusia, que están enfrentadas en asuntos como Ucrania y Bielorrusia, y en desacuerdo sobre los derechos humanos, se acusan mutuamente de injerencia en las elecciones, desinformación y de amenazar la seguridad y la estabilidad desde el Báltico hasta el Mar Negro.

«No podemos aislar a Rusia porque es una realidad a la que ninguno de nosotros puede escapar», declaró a Reuters el ministro de Asuntos Exteriores ucraniano, Dmytro Kuleba, antes de su visita a Bruselas, aunque no participará en la cumbre.

«Tenemos que motivar a Moscú para que cese sus acciones agresivas», dijo, afirmando que apoyaba los esfuerzos de la UE para presentar un nuevo enfoque.

Desde que Rusia se anexionó la península ucraniana de Crimea en 2014 y la UE congeló las cumbres con Putin, la política de la UE ha zigzagueado entre la imposición de sanciones económicas y el permiso para que un nuevo gasoducto de Rusia a Alemania llegue a término.

Pero los esfuerzos por resolver el conflicto con los separatistas respaldados por Rusia en el este de Ucrania han llegado a un punto muerto, a pesar de los alto el fuego y los acuerdos de paz.

En una señal de tensión, Rusia dijo esta semana que había hecho disparos de advertencia y lanzado bombas en la ruta de un destructor británico que navegaba en el Mar Negro frente a la costa de Crimea, aunque Reino Unido, que ya no es miembro de la UE, lo negó.

En la cumbre de dos días que se celebrará en Bruselas y en la que también se examinará la pandemia de COVID-19 y los vínculos con Turquía, los líderes esperan basarse en un documento de estrategia sobre Rusia elaborado a principios de este mes por la Comisión Europea y el servicio diplomático de la UE.

En él se advertía de la «espiral negativa» y de «un mayor deterioro» de los vínculos. Ahora se espera que los líderes de la UE se basen en ese documento para desarrollar formas de denunciar la acción encubierta de Rusia y trabajar con Moscú en la lucha contra el cambio climático.

(Reportaje de Robin Emmott, edición de Angus MacSwan, traducido por Michael Susin)

tagreuters.com2021binary_LYNXNPEH5N0C5-BASEIMAGE

Compruebe también

Libertades civiles en riesgo ante uso de la inteligencia artificial advierte la ONU

Libertades civiles en peligro ante el impacto de la Inteligencia Artificial Bachelet pidió frenar el desarrollo de algunas de ellas