‘Genderfluid’ o género fluido: ¿qué es?

El concepto genderfluid o género fluido en español se aplica a la persona que no se identifica con una única identidad de género, sino que va fluyendo entre ellas, según define la Fundación del Español Urgente (Fundéu)asesorada por la Real Academia Española (RAE).

Con respecto a este tipo de identidad de género, psicólogas del Grupo de Psicología y Sexología de la Delegación de Sevilla del Colegio Oficial de Psicología de Andalucía Occidental (COP-AO) suscriben que “el género fluido es una identidad que se caracteriza porque la persona va variando, es decir, fluyendo entre dos o más identidades, por ejemplo, bigénero y ágenero, o pueden ser identidades dentro del binarismo hombre/mujer o bien fuera de la idea normativa de hombre y mujer”.

Por tanto, el genderfluid o género fluido rompe con el pensamiento clásico que establece la identidad de género es estática y binaria dentro de los parámetros de hombre y mujer, además, se reconoce la identidad de género como un concepto más diverso que puede cambiar a lo largo del tiempo. “En la actualidad en España, el género fluido es una identidad que se puede englobar bajo el paraguas trans y de ser no binarie: en general, se entiende que hay dos corrientes, una en la que género fluido es una categoría propia y otra, en la que se encuentra como perteneciente a la categoría trans dentro de los no binarismos”, explican las expertas de (COP-AO).

Asimismo, estas psicólogas destacan que la diversidad y la complejidad de la propia definición de genderfluid o género fluido se replica también en la vivencia de esta identidad de género siendo única en cada persona.

Género fluido

Estas psicólogas subrayan que “para comprender el concepto de identidad sexual se requiere una mirada amplia de la sexualidad en general y, en concreto, una visión que vaya más allá del binarismo y que incluya una perspectiva biopsicosocial donde cada persona pueda vivir y elegir su propio camino sin miedo, discriminación ni violencia”. En el caso español, desde COP-AO comentan que no existe mucha investigación sobre el género fluido por lo que es necesario fomentar, incentivar y apostar por la investigación y formación de profesionales en distintas áreas para ayudar a la población a comprender qué es la identidad, ser no binarie y género fluido, entre otros aspectos.

Género fluido y orientación sexual

Precisamente, al hablar de género fluido y el hecho de sentirse hombre o mujer en determinados momentos hace que existan asociaciones incorrectas sobre la orientación sexual de estas personas. Al respecto, la Asociación Americana de Psicología afirma que identidad de género y orientación sexual son cosas diferentes. De forma que una persona con género fluido, a veces englobada dentro del espectro transpuede ser heterosexual, homosexual, bisexual o asexual, al igual que el resto de personas que se identifican con otras identidades de género.

En esta misma línea, desde COP-AO indican que el género fluido no está relacionado con ninguna orientación sexual concreta. “La identidad es quién eres, hombre, mujer, persona no binaria, agénero, etc. Mientras que la orientación hace referencia hacia quien sientes atracción”, apuntan y añaden: “la expresión de género es la manera en la cual nos manifestamos a través de nuestro comportamiento, nuestra manera de vestir, los complementos que llevamos, en definitiva, nuestro aspecto físico”.

De forma que cuando se habla de identidad de género y orientación sexual se trata de términos distintos y, la vivencia de estos, varían en función de cada persona. “Es preciso resaltar que nos podemos encontrar una dificultad a la hora de que una persona de género fluido plantee su orientación sexual, ya que las etiquetas que tenemos actualmente son muy binarias”, matizan.

¿Cómo saber si soy ‘genderfluid’ o género fluido?

La diversidad a la hora de vivir una identidad de género como el género fluido unido a la falta de referentes e investigación no facilita que una persona puede reconocerse a sí misma como tal, según explican desde COP-AO. “El binarismo de género, la carencia de referentes y que no hay una única forma de ser una persona de género fluido, genera mucha dificultad para poder aceptar, explorar, validar y expresar la propia identidad fluida. Por tanto, puede resultar complejo, reconocerse como persona de género fluido ya que, como hemos comentado, no hay una sola forma de saberlo ni vivirlo”, afirman.

Sin embargo, estas psicólogas consideran que existen una serie de indicadores que se relacionan con el género fluido: cuando una persona no se identifica con ninguno de los dos géneros, siente que su identidad no es estable, usa indistintamente los pronombres de género o usa pronombre de género neutro.

Además, otra alternativa que puede ser útil si tenemos dudas con nuestra identidad de género es conocer los testimonios de personas con identidades distintas a través de internet y redes sociales. “No obstante, hemos de tener en cuenta que no todas las personas lo van a vivir de la misma manera, habrá personas que tendrán más o menos prejuicios, estereotipos, miedos y percibirán más o menos apoyos y/o discriminación en su entorno, de modo que esto facilitará o dificultará el proceso de identificación, aceptación, vivencia y/o expresión de su identidad”, alertan desde COP-AO.

Genderfluid o género fluido: discriminación y rechazo social

En ocasiones las personas no binarias (cuyo género no se asocia a los estándares tradicionales de hombre y mujer como puede ser el género fluido o la transexualidad) a menudo sufren estrés, ansiedad y rechazo social por parte de familia, amigos y compañeros de trabajo. En estos casos, ¿cómo gestionar este tipo de situaciones? “Primero, debemos saber que es responsabilidad de todas las personas el fomentar la convivencia, el respeto, los derechos humanos y la responsabilidad civil/social”, responden las expertas consultadas. A su juicio, es importante que exista una educación sexual inclusiva, trabajar los falsos mitos, tener referentes y espacios seguros para conocerse a sí mismos.

“Cabe destacar la importancia de informarse y formarse a través de canales diversos, que partan de los derechos humanos y la inclusión social, es decir, que fomenten conocer diversas realidades, trabajar los mitos, valores, tabúes, prejuicios y estereotipos, creando espacios para la libre expresión y aceptación”, sostienen desde COP-AO. Otro elemento para afrontar situaciones de rechazo social es contar con personas de apoyo: acceder a asociaciones o personas de género fluido activas en redes sociales para disponer de información sobre el tema y resolver posibles dudas. “Para aquellas personas no binarias que lo deseen y necesiten, es importante recurrir al acompañamiento sexológico”, agregan desde COP-AO.

Y, ¿cómo debe actual la familia ante un adolescente que se identifique como genderfluid o género fluido?

Según estas expertas, lo principal es acompañar al menor en todo el proceso, ser pacientes, buscar información, y respetar la decisión y los tiempos de cada persona. “Por tanto, es importante que haya una comunicación abierta y activa, que dé valor a lo que está viviendo la persona, empatizar, coordinar los tiempos de asimilación y cambios de cada componente de la familia”, inciden. Sin embargo, estas psicólogas reconocen que es una situación compleja para toda la familia, de manera que el cuidado y la comprensión del adolescente serán claves para fomentar su autoestima y el conocimiento de sí mismo.

“Ante el miedo, el desconcierto, la inseguridad, la angustia que pueda aparecer, se recomienda que la familia busque asesoramiento e información que les permita promover la comprensión y eliminar creencias erróneas sobre lo trans. Para ello, pueden acudir tanto a las asociaciones de familias, menores y jóvenes trans como a profesionales especializados en sexología”, concluyen.

Notiespartano

Compruebe también

Sexo después del parto ¿Cuánto esperar?

Durante el embarazo tomamos previsiones de todo tipo, con respecto al sexo sabemos que posiciones …