Toni Collette supera obstáculos lingüísticos en drama ecuestre galés

Por Rollo Ross

LOS ÁNGELES (Reuters) – Con un elenco casi exclusivamente galés y una filmación en el sudeste de Gales, la actriz australiana Toni Collette se vio completamente inmersa en su cultura en la nueva película «Dream Horse», aunque reconoció que tuvo problemas con el acento.

«Gales nunca había estado en los primeros lugares de mi lista de viajes, pero habiendo estado allí ahora, les digo que es profundamente hermoso», dijo Collette a Reuters desde Sídney, Australia. «Sin embargo, el acento es muy particular y me sentí muy intimidada».

Collette bromeó que incluso consideró romperse una extremidad para no tener que interpretar el papel, temiendo que la despreciaran en Gales si se equivocaba con el acento. Finalmente, superó sus miedos.

«Seguí adelante y al final del rodaje, quería volver a empezar porque me sentí muy fluida con él y se me daba con mucha más facilidad», contó.

Con el acento galés conquistado, a Collette también le preocupaba tener que trabajar con un caballo.

En una adaptación de una historia real, Collette interpreta a Jan Vokes en «Dream Horse», una trabajadora de una tienda de comestibles que decide criar un caballo de carreras con ayuda de sus vecinos, que tenían problemas económicos. La película se estrena el viernes en Estados Unidos.

El grupo luego hace participar el caballo, Dream Alliance, en carreras, generalmente en casas de personas ricas, ganando el Campeonato Nacional de Gales de 2009.

Collette dijo que se sintió muy unida al caballo.

«Al final no quería dejarlo. Fue desgarrador despedirme», contó.

Conocer a la verdadera Jan Vokes también fue sobrecogedor, confesó Collette.

«Es una enorme responsabilidad interpretar a una persona real. No quería defraudarla y también estaba muy emocionada por ella. Es una mujer normal y esta es una película que se hace sobre ella. Es algo importante».

(Reporte de Rollo Ross. Editado en español por Lucila Sigal)

tagreuters.com2021binary_LYNXNPEH4K0V1-BASEIMAGE

Compruebe también

La controvertida historia de amor de Chespirito y Florinda Meza

“Se me chispoteó”; “Fue sin querer queriendo”; “¡Es que no me tienen paciencia!”; son algunas …