Japón respalda nuevas asignaciones del FMI y EEUU pide un impuesto mínimo a las empresas

Por Tetsushi Kajimoto

TOKIO, 6 abr (Reuters) – Japón está dispuesto a una nueva asignación de derechos especiales de giro (DEG) siempre que el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial ayuden a garantizar la transparencia al proporcionar fondos adicionales a los países pobres, dijo el martes el ministro de Finanzas, Taro Aso.

El apoyo a los países de bajos ingresos es uno de los temas de la agenda de las reuniones del G7 y del G20, que se llevarán a cabo el martes y miércoles, respectivamente, al margen de las reuniones de primavera del FMI.

Entre otros temas se encuentran las perspectivas de la economía mundial, las respuestas a la pandemia, los impuestos internacionales, el calentamiento global, la innovación ecológica y digital.

Japón ha respaldado un aumento de 650.000 millones en los DEG del FMI, que son reservas monetarias especiales que los miembros pueden convertir en monedas fuertes o compartir con los países más necesitados.

Es previsible que las principales economías del G20 extiendan el periodo de gracia en los pagos de la deuda a los países en desarrollo otros seis meses antes de fin de año, al tiempo que brindan otras medidas para reducir la carga de la deuda.

«No tendría sentido si la expansión de DEG se usa para pagar deudas con China», dijo Aso a los periodistas después de una reunión del gabinete, repitiendo las críticas contra la práctica de préstamos de China a países de bajas rentas.

En vísperas de una reunión virtual de dirigentes financieros de las naciones ricas del Grupo de los Siete y las principales economías del G20 esta semana, Aso dio la bienvenida a la petición de la secretaria del Tesoro de Estados Unidos, Janet Yellen, para introducir una tasa impositiva corporativa mínima global.

La propuesta es un aspecto clave del plan de gasto en infraestructura de 2 billones de dólares del presidente Joe Biden, que propone un aumento en la tasa de impuestos corporativos de EEUU al 28%, al tiempo que elimina algunas deducciones asociadas con las ganancias en el extranjero.

«Este fue un paso adelante hacia una solución global a los impuestos internacionales», dijo Aso, agregando que Japón ha estado instando a otros países a no participar en reducciones competitivas en las tasas de impuestos corporativos globales.

(Información de Tetsushi Kajimoto; información adicional de Takaya Yamaguchi; edición de Christian Schmollinger y Shri Navaratnam, traducido por Tomás Cobos)

tagreuters.com2021binary_LYNXMPEH350CW-BASEIMAGE

Compruebe también

JD Sports comprará una participación del 80% en el minorista online español Deporvillage

28 jun (Reuters) – JD Sports Fashion dijo el lunes que su unidad española comprará …