Praga de noche: un lugar encantador

Praga no solo es la capital de la República Checa, sino también uno de los epicentros culturales más importantes de Europa. Sus tradiciones, belleza e historia destacan de una forma particular cuando se oculta el sol, por lo que Praga de noche ya es famosa en el mundo entero.

En esta ciudad se festejan centenares de eventos relacionados con la literatura, el cine y la música, entre otros. Durante la noche, todas esas manifestaciones adquieren especial relevancia y un encanto único, que residentes y visitantes pueden disfrutar.

Un pasado que se reactualiza constantemente

En el pasado, Praga de noche era sinónimo de diversión. Eran especialmente famosas las bebidas alcohólicas de bajo precio y los espectáculos eróticos. Esta costumbre aún se mantiene, pero reactualizada bajo la modalidad del pub crawls.

Estos lugares son visitados especialmente por los jóvenes que buscan embriagarse con poco dinero y «disfrutar» de la música ruidosa y funciones de striptease. Sin embargo, más allá de esto, la capital checa cuenta con todo un abanico de opciones para gozar de la vida nocturna y para todos los gustos.

Quienes visitan esta ciudad pueden divertirse asistiendo a los pubs tradicionales o los clubs modernos. También se puede acceder a multitud de shows musicales alternativos, especialmente en los locales ubicados en la zona de la Ciudad Vieja.

No se puede dejar pasar la oportunidad de experimentar el pub clásico, con su gran variedad de cervezas tradicionales de gran calidad tipo lager y rubias. En estos lugares, es tradición que el camarero pase volviendo a llenar los vasos que se encuentren vacíos.

Los pubs son el centro de la vida nocturna de Praga.

Otras opciones en la Praga de noche

Otro de los atractivos de la noche de Praga es visitar los modernos cocktail bars, una tendencia internacional de creación reciente que cobró auge especialmente en los países europeos. Estos espacios se caracterizan por ser más sofisticados que los pubs tradicionales y porque son atendidos por camareras y camareros sexis.

Las discotecas también son protagonistas en la Praga de noche. Estas se concentran en locales comerciales en el centro y son muy concurridas. En gran parte de ellas el tipo de música que se escucha proviene del género house y de los éxitos musicales de la década de los ochenta.

Asimismo, existen muchas otras alternativas, como DJ barsmusic clubs alternativos y locales experimentales y underground, entre otros. Una de las opciones que más buscan los jóvenes que viven allí son los locales pop-up, los cuales funcionan solo por pocos meses.

En general, todos estos lugares permanecen abiertos entre las 11 de la noche y las 4 de la mañana. No obstante, también hay espacios que funcionan las 24 horas.

Algunas especialidades

Como podemos ir viendo, en la Praga de noche nadie se aburre. Hay muchas opciones, como fiestas con ritmos de música techno o electrónica para quienes gustan de estos géneros. También se encuentran lugares para escuchar jazz en vivo que resultan fascinantes.

De la misma manera, hay verdaderos templos de música clásica con ofertas muy variadas de ballet, ópera y conciertos. Una experiencia única, que solo se puede tener en Praga de noche, es asistir a una función de teatro negro.

El teatro negro de Praga es uno de los atractivos de la ciudad.

Se trata de una representación teatral originaria de Praga y para la cual no es necesario dominar la lengua checa. Este espectáculo reúne música, video art y danza. El teatro negro utiliza luz ultravioleta sobre un telón de fondo de color negro; el resultado es un efecto sencillamente alucinante y de una estética inusual.

Este tipo de espectáculos se encuentran ubicados particularmente en los locales de la Plaza de Wenceslao. En esta zona, también hay funciones de títeres y marionetas, pero funcionan casi siempre durante el día.

Opciones adicionales

Uno de los lugares más cool es, sin duda, el barrio de Zizkov. Aunque en el pasado era habitada solo por la clase obrera, hoy es una de las zonas más visitadas en la ciudad de Praga. Esto obedece a la gran concentración de locales nocturnos en el lugar.

Las zonas que albergan la mayor cantidad de bares gay son Zizkov y Vinohrady. Adicionalmente, existen lugares especializados en servir un catálogo inimaginable de cocteles como el Blue Bible, que ofrece más de 300 cocteles diferentes.

Además de todo lo anterior, en la Praga de noche existen todo tipo de locaciones que destacan por ser curiosas, famosas o interesantes. Un ejemplo es El club de Praga, ubicado en un edificio del siglo XV cerca del Puente de Carlos, con 5 pisos de diversión.

Para los más tranquilos

El barrio de Zizkov es uno de los atractivos en Praga de noche.

Otra alternativa es una cena folclórica con danzas, cantos y música originarios de Bohemia y Moravia, en vivo. Todo esto acompañado de una cena con platos típicos checos, que incluyen degustaciones de cervezas o vinos tradicionales de este país.

Finalmente, complementan la oferta las óperas de marionetas clásicas, un espectáculo sin igual y cuidadosamente planificado. Una de más tradicionales, y que tiene especial prestigio, es la ópera Don Giovanni, con vestuarios de época.

Como se ve, Praga de noche tiene mucho que ofrecer. Hay espectáculos y diversión de todo tipo y para toda clase de gustos. La única dificultad allí es elegir: todas las opciones son fabulosas y cada una tiene su encanto particular.

Notiespartano

Compruebe también

Los 12 monumentos más icónicos que nos dejaron las Exposiciones Universales

De la Torre Eiffel al Atomium pasando por la Plaza de España de Sevilla y …