Crece ira por insguridad en norte de Nigeria tras secuestros masivos a menores

Por Afolabi Sotunde y Ismail Abba

KATSINA, Nigeria, 17 dic (Reuters) – Manifestantes marcharon en el noroeste de Nigeria el jueves con pancartas que decían #BringBackOurBoys (Devuelvan a nuestros niños), mientras crece la presión sobre el gobierno para que mejore la seguridad en la región y asegure la liberación de más de 300 escolares secuestrados.

Los padres temen que se esté acabando el tiempo para recuperar los chicos. El grupo islamista Boko Haram, que dijo en un mensaje de audio no verificado que estaba detrás de su secuestro de una escuela el 11 de diciembre, tiene un historial de convertir cautivos en combatientes yihadistas.

Un video que circuló en las redes sociales el jueves supuestamente mostraba a militantes de Boko Haram con algunos de los niños. Con el emblema de Boko Haram, el video mostraba a un grupo de menores en un bosque pidiendo a las fuerzas de seguridad que abandonaran el área.

Reuters no pudo verificar de inmediato la autenticidad de las imágenes, la identidad de los niños mostrados o quienes las publicaron.

Un portavoz del presidente Muhammadu Buhari no respondió de inmediato a una llamada y mensajes relacionados con el video.

Si sus afirmaciones son ciertas, la participación de Boko Haram en el noroeste de Nigeria marca una expansión geográfica en sus actividades.

En la ciudad de Katsina, decenas de personas marcharon por las calles en respuesta a un llamado de la Coalición de Grupos del Norte (CNG), un organismo de la sociedad civil que se enfoca en el bienestar de los nigerianos del norte. Algunos corearon «Salven el norte de Nigeria».

El hashtag #BringBackOurBoys ha sido tendencia en Twitter en los últimos días y se hace eco de una campaña que se lanzó para recuperar a más de 200 niñas secuestradas por Boko Haram en 2014.

«El norte de Nigeria ha sido abandonado a merced de malvados insurgentes, bandidos, secuestradores, asaltantes armados, violadores y una variedad de criminales empedernidos», declaró Balarabe Ruffin, coordinador nacional de CNG.

Ruffin dijo que había un «gran vacío en la voluntad política y la capacidad del gobierno para desafiar» a los secuestradores, que secuestraron a los niños de la escuela secundaria de ciencias gubernamentales para niños en la ciudad de Kankara en el estado de Katsina.

Alrededor de 320 niños siguen desaparecidos, informó el gobierno del estado de Katsina.

A última hora del miércoles, el gobernador del estado de Katsina, Aminu Bello Masari, dijo al servicio de BBC Hausa que los niños desaparecidos estaban en los bosques del vecino estado de Zamfara.

Un asistente de Masari sostuvo que soldados y oficiales de inteligencia habían estado peinando el bosque de Rugu, que se extiende por los estados de Katsina, Zamfara, Kaduna y Níger.

Expertos en seguridad regional dicen que los menores podrían ser llevados por la frontera cercana a Níger, lo que haría más difícil encontrarlos.

(Escrito por Alexis Akwagyiram, Editado en español por Janisse Huambachano)

tagreuters.com2020binary_LYNXMPEGBG1E1-BASEIMAGE

tagreuters.com2020binary_LYNXMPEGBG1DS-BASEIMAGE

Compruebe también

Nueve muertos y varios heridos graves tras un tiroteo en escuela rusa

Por Andrew Osborn, Tom Balmforth y Alexander Marrow MOSCÚ (Reuters) – Nueve personas, entre ellas …