55% de empresas vieron caer su facturación y el 22% vendió más en 2020

La emergencia sanitaria que ha acentuado la crisis económica por la que atraviesa Venezuela no afecta a todos por igual. Se trata de una crisis asimétrica en la que hay sectores perdedores como el turismo o los centros comerciales, y un sector ganador en el que están aquellas empresas que contaban con una tecnología de punta que les ha permitido ofrecer servicios de vanguardia.

Así lo afirmó Pedro Pacheco Rodríguez, socio principal de PwC Venezuela, durante el Seminario Perspectivas 2020: una visión de los CEO, donde destacó que si bien «todos estamos en la misma tempestad, no todos estamos en el mismo barco», por lo que el impacto de la crisis ha sido difícil de analizar.

Esto se evidencia en la investigación emprendida por Mercer-Marsh en conjunto con la Cámara Británica Venezolana de Comercio, la cual arrojó que durante 2020 el 55% de las empresas encuestadas disminuyó sus niveles de facturación, mientras que el 22% pudo vender más. El 23%, por su parte, mantuvo el mismo nivel de ventas.

En ese sentido, el 45% de las empresas se vio en la necesidad de transformar su estrategia de ventas para llegar directamente al consumidor final.

Por ejemplo, el 40% optó por la creación de canales de comunicación más efectivos, 33% redujo costos para que la empresa pudiera subsistir y el 13% tuvo que reducir su portafolio.

De las empresas encuestadas, el 58% mantuvo su portafolio de productos y el 42% lo modificó, como es el caso de empresas que destilaban alcohol y empezaron a fabricar alcohol de uso médico.

En cuanto a tecnología, 63% de los consultados aumentará la inversión en software y aplicaciones para llegar al consumidor final, 47% aumentará inversión en hardware y equipos, 15% mantiene su inversión realizada y 10% plantea desarrollar lenguajes que incorporen la inteligencia artificial. Solo 13% de las empresas no tiene definida una estrategia para 2021.

Al respecto, Pacheco resaltó que para el 2021 es fundamental para las empresas poner en agenda el tema de la inteligencia artificial. A su juicio, el porcentaje se empresas que están incorporando esta tecnología es muy bajo, sobre todo si se compara con otros países de la región.

Añadió que la pandemia de COVID-19 «aceleró los procesos» que estaban previstos para dentro de 4 o 5 años, como las reuniones virtuales y el teletrabajo, lo cual -afirmó- conlleva cambios de hábitos de consumo, como por ejemplo el delivery.

Con respecto a las comunicaciones, el 88% de las empresas manifestó que utilizó Zoom o cualquier aplicación de reuniones virtuales, mientras que el 72% utilizó WhatsApp y sus funciones.

Gonzalo Reyna, CEO de Marsh Venezuela, expresó que Venezuela tiene una ventaja sobre otros países y es que ha vivido 20 años en una situación de incertidumbre que ha sido permanente.

«El cambio se volvió una constante, pero debemos aprender a ser ágiles en tiempos normales, tenemos que aprender tener cierta inercia, ahí va a estar el reto hacia adelante», aseguró el empresario.

El estudio citado fue realizado entre octubre y noviembre con 60 líderes empresariales de 10 sectores económicos: consumo/alimentos/bebidas, tecnología/comunicaciones, servicios profesionales, distribuidores, bancos/servicios financieros/seguros, industrial/manufacturera/textil, automóviles/servicios, servicios, construcción/infraestructura y salud/laboratorios.

Notiespartano/Banca y Negocios

Compruebe también

Economista ve probable que el país salga de la hiperinflación en 2022

El economista Luis Enrique Gavazut, considera que hay cierta probabilidad de que los niveles hiperinflacionarios que …