Pocketing, la nueva tendencia en relaciones

Imagínese la siguiente escena, usted queda de salir a cenar con su nueva pareja, en el restaurante, camino a la mesa, se encuentran con un conocido de esa persona, ellos hablan, y cuando llega el momento de presentarle, él o ella no lo hacen, siguen de largo, como si usted no existiera, eso es el pocketing, la reciente tendencia que aterroriza a aquellos que salen en citas.

Para ser más exactos, el pocketing es cuando la persona con la que usted se encuentra saliendo hace todo lo posible para esconderle al mundo lo que ustedes dos tienen. Él o ella no quiere presentarle ante su círculo social, si bien se hace llamar una tendencia, es algo que ha ocurrido por siglos.

Puede que en la primera vez parezca que esa persona es simplemente despistada, pero si sigue ocurriendo usted debe prestar atención a todas las pistas y evidencias que va dejando. Si su pareja siempre le deja esperando o da largas a los planes que usted organiza, evita llevarle a reuniones familiares, con los amigos, o de cualquier tipo social, o también prefiere que siempre hagan planes en casa, si todo esto le sucede, seguramente a estas alturas usted ya sabe lo que exactamente sucede.

Aunque parezca que todo está perdido sin ni siquiera empezar propiamente, no es una sentencia letal, la terapeuta Amanda W. White, dice, «Aunque este tipo de actos pueden ser frustrantes y dañar la confianza en una relación, hay muchas razones por las que alguien hace pocketing.

Podría ser por miedo basado en el recuerdo de relaciones pasadas que no funcionaron. No necesariamente significa que no le intereses o que la relación no tenga esperanza». De hecho, varios expertos explican que muchas personas temen presentar a su pareja con sus amigos o familiares porque en realidad sí gustan de esa persona, solo que no quieren arruinar el momento, «la gente quiere avanzar lento pero firme en una relación en ciernes», dice la terapeuta de parejas Chloe Carmichael.

Si usted siente que está siendo víctima de pocketing y quiere saber qué puede hacer ante la situación, la respuesta es la comunicación, hablar del tema con su pareja, no de una forma dramática, tratar de que sea algo casual, sin acusar o regañar, que sea un diálogo en el que la otra persona se sienta cómoda, con una charla honesta y sincera. Déjele saber que siente curiosidad por saber por qué no conoce a sus seres queridos, y si sucederá en algún futuro no muy distante, si le responde muy a la defensiva, ¡alerta! es una señal de que es mejor dejar las cosas así.

«Es difícil saberlo de inmediato, pero ahí es donde debes mirar los patrones», explica White, «Si tu pareja dice que aún no está listo para presentarte a su familia porque la última persona que presentó fue su ex prometida, es entendible. Pero si los motivos que le han llevado a hacerte pocketing no justifican su acción, entonces es hora de dejarlo marchar». Si ese es el panorama, seguro que usted merece cosas mejores, y no alguien que le ofrece una relación a medias. Mejor siga adelante, disfrute de su vida, sus amigos, familiares, trabajo, y todas esas pasiones que tanto dan alegría día a día.

Notiespartano

Compruebe también

Amigovios: Amigos con derecho a qué?

La forma en la que se vinculan las personas afectivamente ha evolucionado a través del …