Expresidente de Ecuador acusado de corrupción por campos de extracción

La Fiscalía de Ecuador recabó este martes el testimonio de varios peritos petroleros en el denominado «caso Singue», en el que se acusa al exvicepresidente Jorge Glas, actualmente preso, por un supuesto delito de malversación de fondos públicos en la adjudicación de un campo para la extracción de crudo en 2012.

La presentación de los peritos forma parte de la fase de alegatos, que tardará hasta el jueves, y que luego continuará con la presentación de pruebas de los acusados, lo que según los abogados podría durar una semana más.

Los peritos, presentados por la Fiscalía, fueron sometidos a interrogatorio y «contrarinterrogatorios» por parte de los abogados de las partes del proceso, en la reanudación del caso que debía haberse sustanciado en marzo pasado, pero que fue aplazado por la emergencia sanitaria derivada por la pandemia del coronavirus.

La Fiscalía acusa a Glas y a otros colaboradores del Gobierno del expresidente Rafael Correa (2007-2017) de haber cometido irregularidades en la contratación del consorcio petrolero DGC, adjudicatario de la operación del Bloque Singue, situado en un sector de la Amazonía ecuatoriana.

Con base en informes de la Contraloría (tribunal de cuentas del Estado), la Fiscalía estima un perjuicio de unos 28 millones de dólares, por el cálculo de la tarifa que el consorcio debía entregar al país por la operación.


Un centenar de pruebas

El Ministerio Público prevé presentar más de un centenar de pruebas para intentar probar el caso que también involucra al exgerente de la petrolera estatal Petroecuador Carlos Pareja Yannuzzelli, también en prisión por otro caso relacionado con la trama de sobornos de la constructora brasileña Odebrecht.

El caso, que se remonta al año 2012, trata sobre el contrato establecido por la Secretaría de Hidrocarburos, con el consorcio formado por Dygoil Consultora y Servicios Petroleros Cía. Ltda., y la firma Gente Oil Development LLC (DCG), para la exploración y explotación de crudo en el bloque Singue.

La defensa de varios de los acusados alega que el informe de la Contraloría, que sustenta el caso, debería ser desechado por haber sido elaborado por una estudiante universitaria y no cumplía con los requisitos exigidos, entre otros argumentos.

El exvicepresidente, que se encuentra en prisión desde octubre de 2017, fue condenado en diciembre de ese año a seis años de prisión por un caso de supuesta asociación ilícita relacionada con la trama de corrupción de Odebrecht.

Glas, que fue vicepresidente con Correa, también alcanzó esa dignidad en mayo de 2017 con el actual mandatario, Lenín Moreno, pero tras ganar los comicios empezó un acelerado distanciamiento entre ambos, que también derivó en la ruptura del mandatario con Correa.

Dejó de ser vicepresidente el 3 de enero de 2018, cuando se cumplió el tiempo de ausencia permitido de la Vicepresidencia, que coincidió con el tiempo desde su ingreso en prisión.

Notiespartano/DW

Compruebe también

Ataques armados en Colombia dejan 13 muertos

Los sujetos armados no identificados atacaron a 14 personas que se encontraban en una finca …