Alex Saab y Diosdado, por José Angel Borrego

Sabemos que Alex Saab no es un angelito ni el primero de los “querubines” que hace negocios a expensas del gobierno y no solo de este. Tales sujetos han proliferado en el país en TODOS los gobiernos. A título de referencia histórica algunos recordarán que el voto en la Cámara de Diputados que salvó a Carlos Andrés en el “Caso Sierra Nevada” fue el de José Vicente Rangel quien pondero principios éticos de la democracia para justificarse. Su alegato fue una patraña. JVR ya para esa época era un “perro de la guerra” (vendedor de armas) y cada miércoles iba a Miraflores donde por orden de CAP disponía de una oficina desde la cual comunicarse con oficiales de la FAN para conocer y “estimular” requerimientos y luego con sus proveedores para adquirir los pertrechos vendidos. No iba a permitir JVR que los diputados lo despojaran de esa manguanga. Y estamos hablando del primer mandato de CAP en 1973. Traduce lo histórico de los negociados a costa del Estado que se han hecho desde lejanas eras auspiciados desde los más altos estrados del mundillo oficial y gubernamental.

Dentro de ese mismo contexto también en los 21 años de chavismo han aparecido decenas de traficantes de todo tipo aprovechando en particular los años en que el petróleo abonaba saldos fabulosos a las cuentas del Estado convertidos en chequera presidencial. Se destaca ahora Alex Saab Morán, colombiano que dicen posee diversas nacionalidades, entre ellas la nuestra por cortesía de Maduro y quien ha sido (Saab) el artífice del tinglado del Clap. Y dadas las amígdalas insaciables de quienes controlan esos negocios por razones casi obvias debió relacionarse con la banca de Estados Unidos. Washington que dispone de servicios de inteligencia muy sofisticados (recuérdese el caso de los generales en Iran/Irak), localizó a Saab en Cabo Verde, lugar del planeta que hasta ese día jamás supimos que existiera. Y ha surgido todo tipo de “analistas” tratando de vendernos teorías sobre cómo USA detectó a Saab, una de las cuales, la última por el momento, señala a Diosdado Cabello como responsable del “soplo” que condujo a los norteamericanos hasta Saab Morán; que como dice un amigo nuestro, si es para perjudicar a Diosdado compra el amago porque la argumentación es harto endeble.

Una persona a quien sabemos vinculada a los pináculos del poder nos asegura que la relación Diosdado-Maduro es sólida y fraterna, lo que no dudamos. Pero por otra parte ¿qué ganaría Diosdado con perjudicar a Maduro en estas circunstancias? Nada. Absolutamente nada. Y Diosdado no da puntada sin dedal. De tal forma que para los muchos amigos que hoy sábado nos han llamado y escrito para solicitar nuestra opinión al respecto, o le entramos al bruto o el análisis referido no es más que una tarta de caca.

Diosdado es dueño de la franquicia más importante del país (PSUV) y sabe que la oposición está tan fragmentada que él no necesita esperar mucho para arribar a Miraflores, incluso dentro de un proceso cristalino, porque el adversario acudirá con por lo menos tres optantes. Siendo así (que lo es) el monaguense no pisará conchas de mango como cualquier chaval desprevenido. 

José Angel Borrego

Compruebe también

Tres ganadores por Manuel Avila

Tres ganadores que conforman Morel, Morel David y El Chino González sin dudas ganan Nueva Esparta, Maneiro y Mariño.