Freno de emergencia constitucional plantea Alemania para contener la pandemia

Los jueces del Tribunal Constitucional alemán de Karlsruhe evaluaron que, si bien las restricciones de salida, así como el cierre de escuelas -ordenado por el Gobierno Federal a través de un freno de emergencia nacional desde finales de abril hasta finales de junio de 2021- fueron injerencias en los derechos fundamentales de los ciudadanos, el concepto de protección sirvió «en su totalidad a la protección de la vida y de la salud, así como al mantenimiento del funcionamiento del sistema de salud, asuntos de interés público de suma importancia».

A partir de una incidencia de contagios de coronavirus de 100 nuevas infecciones por cada 100.000 habitantes, en Alemania se impusieron en ese lapso restricciones más severas, como limitaciones de contacto, con la visita de solo un miembro de otro hogar conviviente y, especialmente controvertida, el toque de queda nocturno, la medida que determinó que los ciudadanos tenían prohibido salir de sus hogares desde las 22:00 hasta las 5:00 horas.

Debido a los peligros de la pandemia, las restricciones de contacto y el toque de queda son compatibles con la Ley Fundamental, según el tribunal. Además, en su veredicto, los jueces de Karlsruhe reconocieron por primera vez el derechos de los niños y jóvenes ante el Estado a la educación escolar, que sufrió masivamente por dicha injerencia estatal. Sin embargo, al derecho a la educación se superpuso el «interés público primordial» en forma de defensa contra peligros para la vida y la salud de toda la población. 

Asimismo, los estados federados estaban obligados constitucionalmente a reemplazar la enseñanza presencial por la enseñanza a distancia, incluso mientras estuvo vigente el freno federal de emergencia. Como también decidió el Tribunal Constitucional Federal, el hecho de que los cierres de escuelas se limitaran a cerca de dos meses también habla a favor de su admisibilidad. Además, el Gobierno Federal ya había tomado precauciones, antes de que se aprobara el freno de emergencia federal, para no sobrecargar, en lo posible, a los escolares en el futuro.

Se presentaron varias querellas muy rápidamente contra las nuevas regulaciones de la Ley de Protección contra Infecciones de Alemania, tanto por parte de ciudadanos como de abogados y políticos afectados que consideraron que el toque de queda vigente en ese período era completamente desproporcionado.

Notiespartano/DW.com/AFP

Compruebe también

Lavrov: Si depende de Rusia no habrá guerra

El ministro de Asuntos de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, afirmó hoy que «si depende de …