Crisis humanitaria en Afganistán empeora

La economía de Afganistán está al borde del colapso y la crisis humanitaria se ha intensificado y ampliado a un ritmo sin precedentes en las últimas semanas, advirtió este miércoles (06.10.2021) Mary-Ellen McGroarty, directora del Programa Mundial de Alimentos del Programa Mundial de Alimentos (PMA), quien pidió más generosidad a la comunidad internacional.

«Es la primera vez que veo que una crisis como ésta se intensifica y acelera al ritmo y la escala que lo está haciendo», dijo la experta en ayuda humanitaria por videoconferencia, a periodistas en la sede de la ONU en Nueva York.

Antes de que los talibanes llegaran al poder a mediados de agosto, «ya teníamos una crisis humanitaria de proporciones increíbles», que afectaba a unos 18 millones de personas. «Simplemente está escalando y empeorándose», insistió.

«Se prevé que esas cifras aumenten y, en particular, en torno a las cuestiones de la alimentación y la malnutrición», precisó McGroarty, al mencionar que también existe una «crisis de liquidez en efectivo», lo que hace aún más urgente que la comunidad internacional colabore antes de la llegada del temido invierno en Afganistán.

Población está desesperada

«La gente está cada vez más desesperada y tiene cada vez menos dinero», advirtió.

Cuando se le preguntó si los talibanes obstaculizan la llegada de ayuda humanitaria, la funcionaria del PMA dijo que no.  

«No hemos tenido realmente ningún obstáculo» y la ayuda se basa en «principios humanitarios: imparcialidad, neutralidad, independencia operativa», dijo.

Los talibanes «están conscientes» de que esa es la manera en la que se entrega la ayuda.

Desde la capital afgana, McGroarty enumeró algunos de los principales problemas económicos que atraviesa el país asiático tras el fin de dos décadas de ocupación estadounidense.

Entre ellos, citó la crisis de liquidez que ha obligado a los bancos a permitir únicamente la retirada de 200 dólares semanales, la depreciación de la moneda local, el «desmoronamiento» de los servicios básicos como el sanitario, el impago de salarios o la escasez de puestos de trabajos en un país donde la economía informal juega un papel «importante».

Sequía y crisis económica

Además, los precios de los alimentos y los combustibles casi se han triplicado en las últimas semanas.

«La sequía y la crisis económica que se superponen están empujando a la gente al borde de la supervivencia, la gente está vendiendo sus enseres domésticos (…) para comprar comida, pero no están comiendo todos los días, están reduciendo las raciones y están comiendo comida menos sana», subrayó.

Su intervención ante los medios coincide con el llamado conjunto del PMA y otros organismos de la ONU como UNICEF, la FAO o la OCHA así como ONG que trabajan sobre el terreno para pedir a los países donantes que cumplan sus promesas y aporten los fondos necesarios para prestar asistencia a la población.

Notiespartano/DW.com/Reuters

Compruebe también

Maniobras de la OTAN en el Mediterráneo anunció Washington

Maniobras de la OTAN anunció el viernes el Pentágono un ejercicio naval a gran escala en el Mediterráneo con el USS Harry Truman