Largos apagones encienden descontentos en Irán

Irán está sufriendo frecuentes y prolongados cortes de electricidad que han despertado el descontento social y han llevado al presidente iraní, Hasan Rohaní, a urgir este martes a una pronta solución del problema para evitar protestas populares.

Los apagones se están registrando en muchas zonas, incluida la capital Teherán, hasta tres veces al día y tienen cada vez una duración de al menos dos horas, coincidiendo con unos días de elevadas temperaturas, según pudo constatar Efe.

Junto a la electricidad, se corta el internet y, en algunas regiones, hasta el agua, causando problemas tanto en las viviendas particulares como en las oficinas e incluso los hospitales, cuyos generadores no cuentan con capacidad suficiente para aguantar periodos tan largos.

Rohaní aseguró hoy que los cortes de energía son «temporales» y pidió que para hacer «más soportable» este problema las autoridades pertinentes informen con antelación de los mismos.

«Si el corte de electricidad no ocurre de modo repentino y se informa con anticipación, tendremos menos daños e insatisfacción», subrayó el mandatario, según la web de la Presidencia iraní.

Sus declaraciones llegan después de que anoche hubiera protestas populares en distintas ciudades contra los apagones y la mala gestión gubernamental de esta crisis.

Los ciudadanos gritaron desde sus casas en medio de la oscuridad lemas contra el sistema teocrático del país, habituales en las manifestaciones contra la carestía que han estallado en los últimos años.

En un barrio del sur de Teherán, algunos de los lemas iban dirigidos contra el líder supremo, Alí Jameneí, como «muerte al dictador», según dijo a Efe un vecino de la zona y mostraron vídeos que se hicieron virales en las redes sociales.

¿Apagones justificados?

El ministro iraní del Interior, Abdolreza Rahmaní Fazlí, destacó hoy también que el tema de la electricidad es «muy importante» y enumeró una serie de razones para justificar los apagones.

Según Rahmaní Fazlí, los cortes se deben a la sequía, la reducción de las centrales hidroeléctricas, el aumento del consumo y las altas temperaturas veraniegas.

Otros responsables relacionan esta crisis con la existencia de granjas ilegales de criptomoneda, que se han extendido por el país debido al bajo coste de la electricidad.

El director del departamento de Electricidad de la ciudad de Varamin, situada en la provincia de Teherán, Moslem Hayimazdraní, explicó que la extracción de criptomonedas ha aumentado el consumo de electricidad en un 18 %.

«Esto se ha convertido en un problema no solo en Varamin sino en todo el país», denunció Hayimazdraní, citado por la agencia semioficial Isna.

Los cortes de electricidad están afectando a los hospitales y a la circulación, ya que los semáforos se están apagando, mientras que los bomberos han tenido que socorrer estos días a numerosas personas atrapadas en los ascensores.

Notiespartano/800Noticias

Compruebe también

Detenidos padres del adolescente que protagonizó tiroteo mortal en Michigan

Inculpan por homicidio a los padres del adolescente de 15 años que abrió fuego el martes en su escuela secundaria de Estados Unidos